viernes, 23 de noviembre de 2012

Ante la imposibilidad de pagar sus deudas quieren quitarse la vida; El Barzón advierte 11 casos


Chetumal.- Al menos 11 personas han manifestado su deseo de quitarse la vida ante la imposibilidad de pagar sus deudas a instituciones crediticias o a agiotistas, advirtió aquí la titular en Quintana Roo de la Asociación Civil “El Barzón”, Patricia Gómez Palma, tras revelar que han atendido 13 mil casos de personas que no pueden liquidar sus adeudos por falta de dinero.

La representante estatal de la Asociación Civil el Barzón Patricia Gómez Palma, manifestó su preocupación por el número de casos de personas que tienen diversas deudas con instituciones bancarias, casas de empeño o con particulares dedicados a realizar préstamos con intereses muy altos.

Dijo que además es alarmante el número de personas que quieren quitarse la vida por no poder cubrir los adeudos contraídos, aunque muy pocos tienden a externar esta preocupación.

Hasta el momento se han atendido a 13 mil personas que ante la crisis económica, no han podido pagar sus deudas y han sido hostigadas y amenazadas con embargos y detenciones.

“Sí estamos cerrando con una manera drástica y grave, estamos cerrando con 13 mil casos y con 11 casos también de personas que nos han manifestado su deseo de quintarse la vida ante la imposibilidad de no poder pagar, los bancos españoles son los que mayores intereses cobran en nuestro país y en nuestro estado el endeudamiento que va a la cabeza sigue siendo el de tarjetahabientes, en segundo lugar brincó el de agiotistas, hemos descubierto casos de agiotistas en donde se está cobrando el 10, 20, 25 y hasta el 30 por ciento de intereses y esto hunde al deudor”.

Insistió en que la principal deuda la tienen las personas con instituciones bancarias y con quienes se dedican a realizar préstamos con facilidades de trámite pero con intereses muy elevados.

Patricia Palma, explicó que la deuda promedio de un ciudadano de clase media baja, es entre ocho y doce mil pesos, que para la mayoría de estas personas resulta prácticamente imposible pagar.

El principal error es pagar la despensa con tarjetas de crédito y adquirir artículos lujosos.

“La clase medio baja en promedio debe entre ocho, diez y doce mil pesos, lo más grave aquí es comprar la despensa con las tarjetas de crédito y las amas de casas están comprando despensa con los plásticos y cuando en un estado, en un país compras lo que te vas a comer el día de hoy para pagar en un mes a altísimos intereses, estamos hablando de una economía bastante deprimida, estamos hablando de una economía no sólo de pobreza, también de miseria y se endeudan también con artículos como celulares sofisticados”.

Dijo que en estos momentos que está próximo a terminar el año, las instituciones bancarias y las financieras presionan a los deudores para cubrir sus deudas, ante el conocimiento del pago de aguinaldos y demás prestaciones.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...