miércoles, 27 de febrero de 2019

Rezago de 3 mil viviendas solicitadas en SEDETUS



Chetumal.- Ante el desinterés de la Secretaría de Desarrollo Territorial Urbano Sustentable en Quintana Roo (SEDETUS) para atender el rezago de demanda de vivienda en la entidad, la dependencia estatal ha preferido beneficiar a las empresas inmobiliarias mediante subsidios federales o estatales y contratos de crédito con los solicitantes.

El subsecretario de Vivienda de la Sedetus, Carlos Pacheco Vázquez, reconoció que no han podido dotar facilidades a las más de 3,000 familias que han solicitado el apoyo para la adquisición de un terreno o una vivienda desde que operaban como Instituto de Fomento a la Vivienda y Regularización de la Propiedad (INFOVIR).

“Ahorita se está trabajando con el insus, Sedatu, gobierno federal con la idea de ver la manera de hacer reserva de vivienda, para la demanda teneos un programa de 1,500 viviendas para este año para todo Quintana Roo, en Chetumal 384 y ya se están ejecutando llevamos un avance del 50% en el fraccionamiento Flamingos, otra parte en Cozumel, Felipe Carrillo Puerto y en Cancún también tendremos vivienda”.

La Sedetus ha dejado de entregar terrenos a bajo costo para que las familias quintanarroenses puedan construir sus viviendas, con el propósito de que ahora las empresas inmobiliarias sean quienes acaparen la demanda a pesar de estas manejan costos muy elevados  que impide a  muchas familias acceder a un patrimonio.  

Esto ha provocado que cada vez sean miles de personas continúen adquiriendo terrenos en zonas irregulares y sin servicios básicos por ser precios a bajo costo.

“Tenemos en todo el estado 3,000 familias que demandan vivienda, que era la misma que tenía infovir, hemos ido actualizando poco a poco pero yo siento que esa demanda no es muy real porque tenemos un problema de asentamientos irregulares en donde los ejidatarios venden de manera irregular, por eso ya se está trabajando entre los tres niveles de gobierno para frenar los asentamientos irregulares aplicando la misma ley urbana donde prohíbe que nadie puede vender ni subdividir si no tiene las licencias y debidos permisos”.

Reconoció que actualmente existen un grave problema de venta de lotes ejidales de manera ilegal, lo cual pretenden regular para que la ciudadanía se vea obligada a comprar un predio con las empresas constructoras, las cuales mantiene precios que no son regulados por ninguna autoridad.

Para este año se pretende que al menos unas 1,500 viviendas sean entregadas en toda la entidad para resarcir el déficit, aunque a los solicitantes no tendrán posibilidades de elegir lo más conveniente sino lo único accesible a su alcance a pesar de que muchas de las desarrolladoras inmobiliarias edifican las viviendas muy pequeñas y en ocasiones de mala calidad pero a costos exorbitantes. 



No hay comentarios.:

Publicar un comentario