jueves, 23 de abril de 2020

Reportan devastación y cacería furtiva en Mahahual ante contingencia por COVID-19


Chetumal.- La caída de la actividad turística en la Gran Costa Maya a consecuencia de la contingencia sanitaria por el Covid-19, así como la nula vigilancia por parte de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), ha propiciado la proliferación de cazadores furtivos quienes además de atentar contra especies protegidas han propiciado la devastación del entorno ecológico del lugar al provocar incendios forestales para realizar esta actividad ilegal.
El Presidente de la asociación civil Proyecto Aak Mahahual, Víctor Rosales, explicó que en la actualidad la comunidad tiene 3 incendios activos que han consumido 264 hectáreas hasta el día de hoy los cuales los primeros indicios indican que han sido provocados por cazadores quienes suelen incendiar la selva para luego salir de cacería resaltó.

"La gente al no haber vigilancia se está dedicando más a la pesca y la cacería porque no hay vigilancia ahorita estamos llegando de un incendio con la Conafor por que los cazadores le prenden fuego a la sabana a los humedales para después ir de cacería. En temas ambientales no tenemos autoridades ambientales vigilando Mahahual que está dentro de una biosfera protegida que es la del Caribe Mexicano, nunca ha habido vigilancia cuando hay una denuncia es cuando llegan a ver qué está pasando".

Actualmente en Quintana Roo se han registrado 33 incendios forestales con una afectación de 3 mil 786.75 hectáreas siniestradas, de los cuales 8 se han registrado en el municipio de Othón P Blanco, donde actualmente en Mahahual existen 3 activos que son el Sabanitas, la Charra y el Provocado.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario