"Las Alcaldesas"
Cancún, 18 de Octubre.- La alcaldesas de Solidaridad, Lili Campos; de Isla Mujeres, Atenea Gómez; y de Benito Juárez, Mara Lezama, forman los colores de la bandera de México con sus atuendos durante la inauguración del Cancún, Travel Mart en un hotel de la Zona Hotelera.

Foto: Esmaragdo Camaz

jueves, 28 de octubre de 2021

México registra un 46% más de muertes durante el primer año de la pandemia

Nacional.- El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) ha divulgado este martes datos sobre las muertes registradas en México en 2020, el primer año de la pandemia. La entidad señala que las oficinas del Registro Civil, los Servicios Médicos Forenses y los cuadernos estadísticos proporcionados por las Agencias del Ministerio Público arrojaron una cifra de 1.086.743 fallecimientos. Quitando 10.000 registros atribuibles a defunciones de años anteriores, la cifra sigue siendo mucho más alta de lo habitual, concretamente un 46% más alta que la media registrada durante los cinco años anteriores.

En números redondos, la cifra de exceso de muertes registrada en México durante 2020 asciende a 326.921, un dato muy elevado, mayor al detectado en otros países de la región. Según cifras del propio Gobierno, el exceso de muertes desde el principio de la pandemia actualizado al 4 de octubre supera las 595.000. Según la última cuenta de la Secretaría de Salud federal, las muertes confirmadas por la covid-19 desde el inicio de la pandemia suman 287.274.


De acuerdo con el Inegi, el coronavirus fue la segunda causa de muerte en México en 2020, solo por detrás de las enfermedades del corazón. La diabetes fue la tercera causa de muerte. Los asesinatos siguen formando parte de la lista de principales causas de fallecimiento, apareciendo en el octavo lugar. Según el Instituto, 36.773 personas murieron asesinadas en 2020 en el país. Entre los hombres, el homicidio es la sexta causa de muerte.


Los datos desvelados por el Inegi reflejan una realidad conocida en México. El Gobierno, encabezado por Andrés Manuel López Obrador, siempre ha manejado la idea de que el virus les obliga a navegar un dilema de solución complicada: ¿salud o economía? Mientras países de todo el mundo ordenaban confinamientos estrictos, México recomendaba a la población quedarse en casa, permitiendo que la economía funcionara al ralentí. El Ejecutivo planteaba que el daño de paralizar totalmente la actividad era mayor que el de permitir cierta apertura, dado el alto grado de informalidad de la economía.


Vistos los datos de exceso de mortalidad acumulados en el primer año de pandemia, la duda ahora es si el Gobierno actuó bien o si debió haber aplicado grados de confinamiento mayor. Recuperada la normalidad desde hace meses, las autoridades insisten ahora a la población en la necesidad de vacunarse con la pauta completa, clave para evitar nuevos picos en la marejada de contagios y, sobre todo, para aliviar las salas de terapia intensiva de los hospitales.


Fuente: El País

No hay comentarios.:

Publicar un comentario