miércoles, 17 de junio de 2020

Expedientes X: Me lleva el Tren


Expedientes X 17 de Junio 2020.- Me lleva el Tren… Que el resultado de las investigaciones de los espeleólogos hechas bajo el socavón de la autopista Playa del Carmen-Tulum apunta que el paso del Tren Maya por ese lugar no es viable. La investigación la encabeza Roberto Rojo, presidente del Círculo Espeleológico del Mayab. El experto -biólogo con 20 años de experiencia en Quintana Roo- reporta haber encontrado con su equipo una enorme cueva subterránea de 20 metros de ancho y 60 de longitud con una profundidad de 8 metros. ¿Y qué hay en esa cueva? Pues nada más ni menos que un ecosistema muy vulnerable con fósiles de caracoles marinos, crustáceos ciegos, bivalvos (grupos de moluscos con concha) y rocas con estructuras de principios del holoceno (periodo interglacial). Y lo más importante, es una zona rica en conductos subterráneos de agua cristalina, agua limpia, que de manera natural va camino hacia al mar. Los espeleólogos recomiendan no pasar el Tren Maya por encima de esa riqueza natural que pone en riesgo el frágil ecosistema de Quintana Roo, pero en caso que se construya, entonces piden que se haga con “mucho cuidado” y bajo la supervisión de expertos. Este descubrimiento fue bautizado por los espeleólogos con el nombre de la cueva “Me lleva el Tren”, una clara advertencia de lo que no se debe hacer…

Tras conocerse esta información la pregunta cae en el terreno de la política. ¿AMLO va a pasar su Tren Maya encima a tan delicado ecosistema de la era interglacial?

En este mismo espacio ya habíamos detallado los dos grandes socavones de la autopista Cancún-Tulum. Uno en 2015 entre Cancún y Playa del Carmen y éste del 2020 entre Playa del Carmen y Cancún.

Roberto Rojo explica muy bien el riesgo. El subsuelo de Quintana Roo es como un queso gruyer.

Está claro que un enorme peso como el del Tren Maya puede no sólo destruir el ecosistema, sino puede provocar algo todavía mucho peor. Un eventual descarrilamiento con turistas a bordo resultado de un repentino socavón no es lo deseable.











No hay comentarios.:

Publicar un comentario