"El Cedral"
Cozumel, 27 de Abril 2019.- Una pareja baila al ritmo de la jarana durante las tradicionales Fiestas del Cedral en Cozumel para conmemorar el Día de la Santa Cruz y la llegada de las 21 familias fundadoras del lugar. Las festividades fueron suspendidas en 2020 por la llegada del Covid y se espera que en el futuro, cuando la pandemia termine, sea posible retomar esta tradición.

Foto: Esmaragdo Camaz

miércoles, 7 de julio de 2021

Pandemia afecta socialmente a más de 10 mil niños y adolescentes quintanarroenses, estima especialista

Cancún.- En Quintana Roo hay mil 50 niños y adolescentes trabajadores, mientras que otros nueve mil han abandonado la escuela y son más vulnerables a cualquier problema social, dijo Norma Salazar Rivera.

La secretaria ejecutiva del Sistema de Protección Integral de Niños y Adolescentes (Sipinna) en Quintana Roo, añadió que México contabiliza tres millones de niños trabajadores, "pero aumentará a cinco millones por la pandemia”.


“El trabajo infantil de niños y adolescentes en edad permitida debe ser un tema de estado, no de gobiernos; nos ha fallado como estado no actuar de manera coordinada entre las diversas instituciones”, consideró.


“Estamos en una crisis humanitaria por la pandemia que afecta a todo mundo, y más a niños y adolescentes, estimamos que 195 niños y adolescentes han quedado huérfanos en el país por la pandemia, tenemos que evitar que tengan que salir a trabajar para subsistir”, exhortó.


Parte de la problemática, dijo, son los embarazos adolescentes, que buscan disminuir con alianzas con el Congreso del Estado y mediante el trabajo interinstitucional.


“Estamos por debajo de la media nacional en embarazos de menores de 15 a 18 años, pero aún por encima de la media en niñas de menos de 14 años, que es abuso”, contrastó.


También recordó que el trabajo infantil es multifactorial, y que con la pandemia, padres y madres han perdido empleos, por lo cual los niños terminan ayudando a la economía familiar.


“Hemos ganado terrenos con comisiones intersecretariales para erradicar y prevenir el trabajo infantil y de los adolescentes en edad permitida, que es de los 15 años en adelante en México, y hemos diseñado a través de ellas una guía de abordaje para trabajar el tema desde el punto de vista humano porque detrás de cada niño que vende  chicles o flores hay una historia”, finalizó.


Fuente: Infoqroo

No hay comentarios.:

Publicar un comentario