lunes, 31 de marzo de 2014

Casado con amenazas: chetumaleño pide anulación de matrimonio, acusa de coacción a directora del Registro Civil, lo casó sin testigos


Chetumal.- Un joven identificado como Erick Álvarez Leirana, contrajo matrimonio aquí bajo amenazas y coacción con una mujer identificada como, Gerandi Yanessi Baños Paul, en una ceremonia irregular en la que no hubieron testigos, ceremonia consentida por la titular del Registro Civil de Othón P. Blanco, quien no sólo consumó el enlace, sino que envió a un prepotente subalterno hasta la casa de los padres de la victima para que firmaran el acta matrimonial, pero ahora éstos piden la anulación del casamiento. 

La titular del Registro Civil del Ayuntamiento de Othón P. Blanco, Argelia Pinzón, podría ser inhabilitada por la Contraloría Municipal por consumar un matrimonio sin la firma de los padres de uno de los cotrayentes, quienes aparecen como testigos del enlace, y por enviar personal de la Comuna con documentos oficiales a un domicilio particular para conseguir las signaturas faltantes.

Los inconformes denunciaron que la funcionaria municipal actuó de manera inadecuada e irregular al permitir que concluyera este trámite sin las firmas de los padres del novio, quienes fungían supuestamente como testigos.

Argelia Pinzón celebró en su calidad de directora del Registro Civil municipal, un matrimonio sin la presencia de testigos de parte del contrayente y posteriormente, envió a uno de sus trabajadores al domicilio de estos a reclamar las firmas, cuando no existía el consentimiento para esta unión, afirman los quejosos.

De acuerdo a documentos a los que se puedo tener acceso, a  finales del mes de enero del presente año se consumó el matrimonio entre Erick Álvarez Leirana y Gerandi Yanessi Baños Paul, a pesar de que faltaron a la ceremonia los testigos del contrayente, Elvia Guadalupe Leirana y Manuel Francisco Santiago Quechol.

La funcionaria Argelia Pinzón fue quien procedió a celebrar el matrimonio a pesar de no encontrarse los testigos con la supuesta excusa de que éstos habían sufrido un accidente vehicular.

Sin embargo, la condicionante de la titular del Registro Civil fue de no entregar los documentos sin la firma de los testigos faltantes.

Una semana más tarde, la joven contrayente, en compañía de su padre, Luis Noé Baños Mata, acudió al Registro Civil para solicitar que se recabara la firma de Leirana García.

Argelia Pinzón Rosas, cometiendo otra falta, sacó de la oficina los documentos para acudir hasta el domicilio de la supuesta testigo para recabar la firma, para lo cual envió a un trabajador de nombre Javier Rafael López, quien irrumpió en el inmueble y actuó con prepotencia.

Además de no tener identificación, exigió que la señora Guadalupe Leiran firmara el acta de matrimonio como testigo, aunque la mujer se opuso a ello.

El esposo de la madre del contrayente acudió al Registro Civil para solicitar una reunión con la directora Argelia Pinzón y el señor Javier Rafael López, ante quienes le manifestó que no estaba de acuerdo con el matrimonio y exigía una disculpa de la funcionaria municipal.

Al parecer durante la reunión se enfrascaron en una discusión, al grado que los funcionarios municipales tuvieron que salir huyendo.

Los afectados refieren que el trabajador del Registro Civil, Javier Rafael López, irrumpió con prepotencia en el negocio donde se vieron para pedirles a los padres del contrayente que firmaran un documento de matrimonio, del cual no son testigos ni están de acuerdo.

Por ello denunciaron la irregularidad de la titular del registro civil, Argelia Pinzón, quien celebró un matrimonio al cual el joven Erick Álvarez acudió coaccionado y bajo amenazas a firmar.

Por consiguiente se tuvo conocimiento que se solicitó por escrito a la titular del Registro Civil cancelar el matrimonio.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario