miércoles, 1 de julio de 2020

Posicionamiento del PRI-QR respecto a los dos años del triunfo electoral de Andrés López Obrador


*El presidente debería ser consciente de que gobierna para todos los mexicanos, no sólo para sus seguidores, y que el bienestar del país está por encima de cualquier objetivo personal: Candy Ayuso Achach

Cancún.- Hoy se cumplen dos años del triunfo en las urnas que llevó al Gobierno al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, quien en su tercer intento logró acceder a su objetivo.
A dos años de su aferrado acceso al poder, Andrés Manuel López Obrador, ha consolidado un desencanto de quienes creyeron en sus promesas infundadas y una desesperanza generalizada.

Hoy vivimos una pandemia por el COVID-19 incontrolada que ha provocando una crisis económica y sin que se vea la forma real de salir pronto de esa coyuntura.

Nos encontramos ante una recesión económica, que de acuerdo a las cifras oficiales presentadas por su gobierno, en abril pasado se perdieron 555 000 empleos, de trabajadores inscritos en el Seguro Social.

El Gobierno mexicano mantiene erróneamente el esquema de descuido a los sectores empresariales, a las medianas y pequeñas empresas y al turismo con lo cual no se fomentan   empleos ni  una  mayor capacidad de consumo.

El Ejecutivo Federal se ha radicalizado, lo cual ha polarizado a la sociedad;  vemos un estado de derecho vulnerable y vulnerado que no da certidumbre ni confianza a los inversionistas; padecemos una administración pública federal ineficiente e ineficaz por la imposición de una mal entendida austeridad republicana; advertimos un acoso a los órganos constitucionales autónomos (como al INE) y un intento por debilitar la división de poderes a partir de la mayoría que MORENA tiene en el Congreso de la Unión; estamos en presencia de una tentación centralista que amenaza al federalismo y de una concentración del poder que atenta contra la democracia.

Uno de los reclamos  más sentidos de la sociedad  es detener la inseguridad y la violencia generada del crimen organizado. Pero también la violencia machista, que mata a 10 mujeres al día. Para conseguir ambos objetivos resulta imperativo que el Gobierno aclare su estrategia de seguridad, si tiene alguna.

La desilusión de quienes votaron por las promesas de AMLO y el rechazo creciente a la 4T, de diversos grupos de la sociedad, se reflejan en la desaprobación a su administración, de acuerdo con las mediciones que hacen distintas casas encuestadoras.

El presidente debería ser consciente de que gobierna para todos los mexicanos, no solo para sus seguidores, y que el bienestar del país está por encima de cualquier objetivo personal. Más aún en un momento en el que la pandemia del coronavirus ha colocado al mundo frente a un futuro incierto. Huir de la confrontación y tender puentes con sus críticos es el único camino posible para lograr los avances que la sociedad mexicana necesita con urgencia.

A veinticuatro meses del triunfo de AMLO es deseable que se corrija el rumbo.

ING. CANDY AYUSO ACHACH

PRESIDENTA DEL CDE DEL PRI EN QUINTAN ROO

No hay comentarios.:

Publicar un comentario